Renacer Ibera y sus pequeños brotes

0
116

Talia Zamboni, bióloga y coordinadora del proyecto Rewilding Argentina, dio una gran noticia: varias zonas del Parque Nacional Iberá que habían sido quemadas están presentando nuevos brotes verdes tras las lluvias en el interior correntino.

También llevó un poco de esperanza al afirmar que “no vio cantidades procupantes de animales muertos en las zonas afectadas por el fuego”.

Ademas menciono que “Si bien los focos siguen activos, esperamos otra semana de lluvias para que los extingan. Si bien el Iberá es un ambiente adaptado al fuego con el pastizal, lo que preocupa ahora es la extensión de esos incendios, con una enorme cantidad de hectáreas afectadas.  Actualmente hay bosques secos, por lo que el fuego entra por ahí en esos ambientes”, comenzó diciendo la experta en Biología.

Continuo, explicando algunas de las causas por las que los incendios proliferaron tanto en el último tiempo en Corrientes específicamente.

Este fenómeno se da por una sequía prolongada en los últimos dos años. La combinación de las temperaturas extremas en este verano, encima ayudaron a que muchos cuerpos de agua se sequen. Eso hace que no haya barreras para que el fuego no pueda avanzar. Con lluvias copiosas, esos cuerpos de agua recuperarían su caudal”, detalló Zamboni.

Por otra parte, se encargó de remarcar la importancia que tienen los humedales para la Argentina en general, no solamente para Corrientes.

A nivel nacional, los humedales son unos ambientes muy importantes de conservar. Un sitio en donde hay agua permanente nos beneficia regulando la ocurrencia de lluvias y sequías. Es como un amortiguador por así decirlo. El Iberá es hoy el lugar más reconocido de Argentina por la fauna fácil de ver, y hoy todos están mirando hacia aquí”, reconoció la coordinadora de Rewilding Argentina.

Por otro lado, y si bien vio animales muertos a causa del fuego y la falta de agua, intentó llevar tranquilidad al respecto.

“Me tocó ver a la fauna sufriendo la escasez de agua. Probablemente ahora haya incluso más competencia por el alimento y el agua. Si bien encontramos ejemplares muertos de diferentes especies, afortunadamente no encontramos cantidades preocupantes de animales muertos. Sí se investigará el efecto negativo que tuvo todo esto en la mortalidad de la fauna”, confirmó.

Por último, y a raíz de las últimas lluvias caídas en la zona, Zamboni afirmó que ya se están viendo pequeños rebrotes en zonas dañadas por el fuego.

“Los efectos de especies menos visibles son más difíciles de detectar, casos de insectos y murciélagos, además de las aves con sus funciones de dispersadores de frutos. Han quedado zonas sin quemar, y esperamos que allí se haya refugiado mucha fauna. Estamos viendo rebrotes de flores en suelo quemado inclusive”, concluyó.

Dejar respuesta

Por favor deje un comentario
Por favor ingrese su nombre